No todo es reciclable

0
0
Enlace para compartir: https://elpueblodigital.uy/ihqh
¡Ayúdanos! ¿Qué te pareció este artículo?
+1
0
+1
0
+1
0
+1
0
+1
0

Como nada se ha hecho (por lo menos en nuestro país) y nada aparece en el horizonte volvemos a ocuparnos de este tema, pensando en las generaciones que nos sucederán.

La tierra fértil es cada vez más escasa, se está desertificando a rápido ritmo. Es que la falta de lluvia y el calor que soporta está convirtiendo la tierra con abundantes nutrientes para el cultivo de vegetales, en polvo que carece totalmente de este valor y se transforma en polvo volátil rápidamente, lleva cientos, por no decir miles de años en volver a transformarse en tierra fértil y apta para cultivar.

Es que el desastre a que le estamos sometiendo amenaza fuertemente con dejarnos sin tierra fértil para la producción de nuestros alimentos.

Liliana Castro Automóviles

No es menor el daño que causamos “todos” o casi todos los humanos que tiran las colillas de cigarrillos en la arena.

No con esto estamos diciendo que debería de ser perseguidos o multados porque seguramente sería muy difícil determinar quién es el irresponsable. Estamos sosteniendo que solo es una muestra de lo poco que nos importa

Al aire lo estamos envenenando poco a poco y a los gases propios de la naturaleza, que no son pocos, producto de las erupciones volcánicas y “ainda mais” , les sumamos todos los gases propios de las quemas que realizamos a diario, plásticos y otros productos que creemos que cómo se queman y desaparecen de nuestra vista, ya no existen. Nada más errado. Lo único que logramos es convertirlos en gases y por lo tanto depositarlos en la atmósfera y de seguir por esta senda pronto esta será “irrespirable”.

No se termina allí el problema, porque el agua es uno de los elementos más amenazados hoy en día. Ya no sólo se trata de la pesca ilegal que siempre existió y existe, exterminando especies íntegras de peces y otros animales marinos, porque al mar abierto nadie parece controlarlo, porque “no es de nadie”, solo que si este no funciona debidamente incide sobre el resto de los mares.

No es lo único que amenaza a los mares, en tanto muchas veces hemos tenido conocimiento de lo que se acumula en ellos. Desde los viejos barcos que hace siglos subsisten allí convertidos en chatarra, hasta el maldito plástico de hoy que ha formado varias islas artificiales, arruinando flora y fauna de estos lugares.

Para venirnos más acá en nuestros días hay que saber que el agua de los arroyos y lagunas también se está contaminando como las napas subterráneas, por nuestra actitud.

Por todo esto es necesario que cuando decimos que queremos a nuestros descendientes, lo pensamos mucho, porque sencillamente nuestra conducta dice otra cosa…

A.R.D.

¡Ayúdanos! ¿Qué te pareció este artículo?
+1
0
+1
0
+1
0
+1
0
+1
0
Enlace para compartir: https://elpueblodigital.uy/ihqh