El llamado a sala del senado al Director General de la Granja

0
0
Enlace para compartir: https://elpueblodigital.uy/uvyg
¡Ayúdanos! ¿Qué te pareció este artículo?
+1
0
+1
0
+1
0
+1
0
+1
0

LA GRANJA AL DIA

PANTALLAZO HORTICOLA

Liliana Castro Automóviles

El jueves en la tarde, se realizó la audiencia en la comisión de Ganadería, Agricultura y Pesca de la cámara alta del Parlamento.

Para sorpresa del convocante, el senador Botana y otros pares, ingresaron a sala los representantes de la Asociación Nacional de Semilleristas de Papa del Uruguay. Lo que motivo la queja del Senador por la presencia de delegaciones fuera del orden día. También adhirió, enfáticamente, el Senador ¨Pacha¨ Sanchez. Y recordaba Botana ¨en la sesión pasada pedí la comparecencia del señor Director General de la Granja, que, obviamente, puede concretarse solo a través de la invitación al señor ministro. No recuerdo haber decidido en esa reunión la comparecencia de estas organizaciones que han venido con el único objetivo de hacerle propaganda a un sistema utilizado¨. Y solicitaba el registro taquigráfico del señalamiento ¨ no me parece el mejor antecedente para el funcionamiento de la comisión, el hecho de organizar las comparecencias de ese modo: primero la propaganda y después la respuesta de los mecanismos. Creo que primero deberíamos tener la información de los mecanismos y después invitar a las organizaciones, que tienen todo el derecho a ser escuchadas¨. El Presidente de la Comisión Domenech manifestó sus disculpas diciendo: ¨Quiero expresar al senador Botana mi disculpa porque tuve la más absoluta buena fe ante un pedido del senador Peña. Acepté incluir en el orden del día la declaración de estas organizaciones. Realmente, no lo hice con la intención de tomar partido a favor o en contra de nadie, pero estimo que sí pude haber cometido un error al aceptar ese planteo. Quizás deberíamos acordar el orden del día para la próxima sesión previamente a la finalización de cualquier reunión. De todas maneras, quiero subrayar que lo hice con la más absoluta buena fe¨.

Y prosiguieron con la audiencia. A continuación ingresaron los representantes de Confederación Granjera del Uruguay y de los productores de zanahorias.

Lo nodal fue la intervención sagaz del Senador Pacha Sánchez cuando planteaba ¨damos la bienvenida a la delegación. Es un gusto recibirlos y es bueno estar en contacto con quienes están tratando de producir en el Uruguay, que no es fácil. Mi pregunta es cuántos productores accedieron a este mecanismo. ¿Son todos? ¿Cómo fue el proceso? De alguna manera, después de la solicitud que hicieron en el ministerio, ¿se hizo un llamado abierto? ¿Se podía presentar cualquier productor? ¿Cómo fue el procedimiento por el que se accedió a la importación?¨ Luego Ingresa a sala una delegación de productores de ajo.

Y al final Ingresa a sala la delegación del Ministerio de Ganadería, Agricultura y Pesca.

A continuación daban ¨la bienvenida al señor ministro interino de Ganadería, Agricultura y Pesca, Juan Ignacio Buffa; al señor director de la Granja, Nicolás Chiesa, y a todo el equipo que los acompaña¨. Que estaba conformado por Adriana Zumarán, Secretaria General de la UAM; economista Verónica Durán, Directora de OPYPA; economista María Noel Akerman, del equipo de OPYPA.

Una vez hecha la presentación, el Senador Botana entendió necesario previo a la presentación de los informes de la convocatoria, el esclarecimiento de dichos del Director de la Granja en el programa radial Informe Granjero de Cirio y Tachini. Exonerando de toda duda la idoneidad moral del Ministro y del Ministro Interino. Pero exigiéndole reparación a su honorabilidad y honra al referido Director.

¨Quiero que el señor Chiesa explique mis vínculos con importadores, con gente del sector privado, tal como se establece en la nota. Creo que es lo primero que debemos hacer: establecer claramente la razón de los dichos de cada uno y por qué se afirman las cosas. Exhibo en mí accionar hasta algo de independencia partidaria, mucho más de grupos de influencia. Creo que en ninguna circunstancia he caído en eso y de verdad no voy a aceptar a la ligera ese tipo de acusaciones. Por lo tanto, antes de empezar le solicito al señor ministro que autorice al señor Chiesa a que exhiba –que es lo que tiene que hacer– los vínculos que tiene este legislador con grupos de importadores y con esos que le hablan a la oreja al legislador, como el señor Chiesa afirma en la nota. En ese reportaje, el periodista dice que quizá existan importadores que se hayan sentido un poco tocados en su bolsillo con esta medida, a lo que le responde: «Exactamente; esos son los que van y le comen la oreja a algún legislador y por eso saltan, y a veces son “amigos de”, y por eso puedo entender». Creo que lo primero que tenemos que hacer es aclarar estas cosas¨.

Ante la evasiva del Ministro Interino, el Senador cargaba con un ¨solicito que se me aclare en este ámbito lo que he preguntado porque, de lo contrario, vamos a recurrir a la justicia. Concretamente quiero que se me aclare cuál es mi vínculo con los importadores, cuál es el vínculo del que se habla¨. El presidente Domenech; se solidarizaba con el planteo de Botana ¨me doy cuenta de la molestia del señor senador Botana y, si yo fuera él, me sentiría igual de molesto¨. Y atemperaba con la solución de un pedido de disculpas. Cosa que vagamente hizo el Director, tratando de exonerarse por no nombrarlo explícitamente, pero fue insuficiente para subsanar la ofensa a la honorabilidad y honra del Senador. La indignación del Senador melense empezaba a trotear rápido, como al son del clarínete de Camunda, exigía vehementemente una satisfacción por los dichos agraviantes. A lo que Chiesa respondía ¨ Si herimos la susceptibilidad de algún señor senador, pedimos disculpas porque nadie está exento de cometer una equivocación . . .¨. Incorfomado por la disculpa el Senador insistía ¨ usted no explicó eso, porque el reportaje hace referencia a mi persona. Luego habla de legisladores en general. Más allá de la legitimidad de los lobbies o no, aquí hay un señor senador que no se deja influenciar por ningún lobby, por lo que quiero que se explique mi contacto con los importadores a los que usted alude¨.

El Director insistió en la disculpa, aludiendo a un hecho de prensa donde lo invocaba; y, el Senador contestaba, enardecido ya, y le remarcaba ¨ Usted tiene que hablar sobre mis palabras; y, sobre mis palabras respondo yo. Yo quiero que usted responda por las suyas. Quiero saber qué clase de vínculo tengo –según usted– con importadores de este país. Por favor, quiero que se me responda la pregunta con claridad. . . quiero que responda sobre mis palabras y no sobre lo que alguno pueda haberle comentado o sobre lo que usted suponga. . . Quiero que se diga con claridad acerca de los vínculos que usted conoce porque, de lo contrario, voy a quedar convencido de que estamos frente a un bocafloja. Esto es una falta de respeto que no se puede tolerar con facilidad¨. Quiso mediar el Presidente de la Comisión dando por saldada la disculpa; y el Senador le espeto ¨ Estas excusas, no¨. De nuevo el Presidente con buenos oficios quería terminar con el enojo, ratificando que el Director había solicitado disculpas, Botana señalaba ¨tres excesos¨ y que las disculpas ¨ No las he escuchado, señor presidente¨. Ahí el Presidente solicito con un ¨ me gustaría que el señor Chiesa repitiera breve y formalmente sus excusas¨. Y ahí sí, formalmente, Chiesa expreso con un ¨dejo constancia de que si el senador se sintió aludido por las palabras que salieron en la prensa –que no estaban dirigidas a él, pues se habló en forma genérica–, le pido disculpas porque no fue esa la intención. Si hay que seguir conversando, después de la reunión nos juntamos y hablamos como caballeros, como siempre nos hemos entendido y lo vamos a seguir haciendo¨. Cerraba el trance el Senador respondiendo al Senador Peña, también, diciendo ¨A lo que quiero referirme –que no me parece nada menor– es a que cuando hablé de responder a la Justicia, es por estas afirmaciones y por todo el contenido de lo que vamos a hablar. Por tanto, creo que esta es una oportunidad para resolver y dar respuestas en el ámbito parlamentario a un tema que, si no, debe recorrer otros caminos¨

A continuación se hizo una descripción del marco del informe por parte del MGAP; y, a solicitud del Ministerio, en adelante, se suspendieron los registros taquigráficos, solicitaban no dejar registro de la conversación. En la próxima les acercaremos testimonios de la comisión que confirman y reafirman la labor investigativa de la redacción de El Pueblo.

Emilio Gancedo

¡Ayúdanos! ¿Qué te pareció este artículo?
+1
0
+1
0
+1
0
+1
0
+1
0
Enlace para compartir: https://elpueblodigital.uy/uvyg