El tema del agua, un grave problema para la mitad de los uruguayos, y en Salto ¿qué pasa?

0
2
Enlace para compartir: https://elpueblodigital.uy/3jio
¡Ayúdanos! ¿Qué te pareció este artículo?
+1
0
+1
0
+1
0
+1
0
+1
0

La falta de agua tiene a mal traer al gobierno, y a la población de Montevideo y Canelones. La calidad de la misma es un problema que se agrava día a día.

Agua o vida.

Como muchos otros temas en los que hemos opinado, el del agua dulce ha caído en el vacío y hoy la naturaleza nos pasa factura de todo y no hay marcha atrás posible. A la fuerza hemos de aprender que el agua dulce no es un recurso infinito, como le hemos considerado todos hasta hoy.

Liliana Castro Automóviles

El agua bien administrada, hasta podría ser gratuita o suministrada a bajo costo para la población menos pudiente.

Pero para ello necesitamos una valoración diferente, un cambio cultural y entender por qué se sostiene que el agua es vida.

A continuación ofrecemos diferentes visiones y diferentes opiniones con respecto a este elemento.

Saúl Pintos, Federación de Funcionarios de OSE. “Una complicación como la que se vive en el sur estamos lejos de vivirla”

Saúl Pintos es delegado de la Filial Salto de FFOSE (Federación de Funcionarios de OSE), quien habló con EL PUEBLO explicando la situación que tenemos respecto al servicio de agua potable en nuestro departamento, asegurando que no se prevé que pueda llegar a ocurrirnos lo mismo que en la zona metropolitana del país, pero de todas maneras, es necesario atender las alertas que se encendieron en el sur y valorar el agua que tenemos.

– Uno ve lo que está ocurriendo en el sur con la falta de agua potable en los hogares, ve nuestra ciudad con roturas y pérdidas de agua en las calles y se pregunta si no estamos lejos que nos pase algo parecido. ¿Cuál es la visión del sindicato?

– Son situaciones distintas porque tenemos una toma de agua que depende directamente del río Uruguay, que es más extenso, con un gran caudal y con un aporte aguas abajo del Paraná, que le hace afluente y que en caso de grandes sequías, por lo general, lo complementa y detiene un poco la sequía. O sea que, en nuestra humilde opinión, una complicación como en el sur que aparte de las tomas de agua de OSE, hay otros factores que entran en tema, estamos lejos de vivirla. Hablamos que mucha gente lo niega pero es una realidad que vemos, el famoso calentamiento global, por lo que la situación es de sequía, nos dispara a situaciones globales. La falta de agua dulce es un tema primordial, hoy lo vemos por esta situación que se vive en Uruguay, pero es algo que viene desde Chile, Bolivia, Perú, África, Asia, donde tenemos a las grandes empresas europeas que vienen con las pasteras a plantar eucaliptus, que uno solo se toma 160 litros de agua por día, ese caudal de algún lado tiene que salir para que el eucaliptus luego termine en la fábrica, que se lleva el producto bruto nacional a Europa. Claro, pagarán un porcentaje mínimo, entre un 1 a 5% del PBI de Uruguay, pero en realidad lo que se están llevando son nuestras riquezas naturales. Ahora se habla del Hidrógeno Verde, hermoso y ecológico, pero se produce con agua pura. Supuestamente se encuentra en Tambores y en Paysandú, justo donde está el Acuífero Guaraní, que es la tercera reserva de agua dulce más grande del mundo. Haciendo un estudio de proyección sobre el Acuífero Guaraní, nos muestra que si se le sacara el agua, supuestamente demoraría en su recarga entre 70 a 90 años, de acuerdo a las precipitaciones y a la cantidad de agua que haya en la zona.

El agua es un servicio fundamental. Nosotros como usuarios no vemos la gran cosa que tenemos en nuestras casas de ir a abrir la canilla y que salga agua potable, no lo valoramos ni cuidamos por aquello de que pago lo que uso, no es así, claro que se paga el agua pero tengamos un uso razonable. Usted me dice que hay muchas pérdidas, es verdad, las hay, pero sin embargo los índices de reclamos que salimos a las calles estamos prácticamente al día, supuestamente no tendría que haber pérdidas en Salto. Pero qué pasa, las cañerías son muy viejas y cuando vamos a arreglar una pérdida, salen los vecinos a contarnos que tienen pérdidas sin haber hecho previamente el reclamo correspondiente ante la OSE.

– ¿Hay cuadrillas suficientes para afrontar los reclamos o hace falta el ingreso de más funcionarios?

– En el horario de OSE hay cuadrillas, pero pasa que es una cooperativa, es un servicio tercerizado. En Salto tenemos en cuadrilla a 12 personas, funcionarios, maquinista, chofer, supervisor, pero para realizar la tarea somos solo 5 o 6 que hay que bajar. Nosotros tenemos guardias que cubren las 24 horas de lunes a lunes. Aparte se abastece no solo a Salto, tenemos también a Daymán, la Colonia, Itapebí, Belén, Constitución, porque no nos olvidemos de los pueblos del interior. En Biassini, por ejemplo, hay una sola persona, en Belén quedan 2 funcionarios, uno hace el trabajo de oficina y el otro sale a arreglar pérdidas. Es una situación que venimos reclamando hace muchos años, el ingreso de personal genuino que permita tener una garantía de reacción de respuesta a una rotura o una situación que pueda plantearse.

Hace menos de un mes se rompió una troncal grande que abastece Ceibal, Salto Nuevo, Saladero, Minervine, Don Atilio, y los compañeros estuvieron 24 horas, y al final se consiguió que una cooperativa nos fuera a ayudar porque se trató de una situación complicada. Pero habiendo el personal adecuado, la persona puede trabajar 8 o 10 horas, cambiar el grupo para que el que esté pueda descansar y evitar así posibles accidentes. Ese tipo de situaciones son las que ameritan a que las autoridades piensen del servicio que presta, y ahora que está sucediendo esto en Montevideo, ver la necesidad de la urgencia que es el agua potable en las casas.

– ¿Podemos quedarnos tranquilos entonces que no se prevé que en Salto pueda llegar a ocurrir algo similar a lo que pasa en el sur en cuanto al abastecimiento de agua potable?

– En breve no, salvo que pase algo muy extraño con el correr de los años y suceda algo extraordinario con lo que hablábamos al inicio sobre el cambio climático.

Duras críticas de la Asociación Civil Ambientalistas de Salto (ACAS) al sistema político en general

También EL PUEBLO quiso tener sobre este tema la visión de la Asociación Ambientalistas de Salto. Fue tras su palabra y habló con su Presidente, Mtra. Adriana Carabajal, quien se mostró muy crítica con la actuación de las autoridades competentes en la materia ante lo que no dudó en calificar como “crisis del agua que estamos viviendo”. Extraemos seguidamente los pasajes medulares:

“Primero hacemos mención a la Comisión de Cuencas, que han demostrado incompetencia en la gestión, proponiendo soluciones que han fracasado, en sus inacciones y acciones improvisadas. No hubo convocatoria a tiempo de consejo ante la crisis hídrica y de gestión, porque el gobierno decidió no realizar la convocatoria, establecido por la Constitución y la ley. De las medidas planteadas en conferencia de prensa el 16 de mayo, ninguna se cumplió y lo peor es que el gobierno no ha podido cumplir con el Art. 47 de la Constitución, que es garantizar el agua potable, el acceso al agua potable como un derecho fundamental para la población. A ello hay que agregarle la inoperancia del gobierno en general, con su ente descentralizado, que es OSE, y su presidente y vice, que no tomaron en serio la crisis y lo que hicieron fue minimizar con respuestas totalmente fuera de lugar y jugando con la mentalidad crítica de los ciudadanos”.

LA REPRESA QUE SE ANUNCIA

Hace alrededor de un mes, Presidencia de la República anunció la construcción de una nueva represa en el país. Esto reflexionaba Carabajal al ser consultada al respecto: “Una represa supuestamente heredada para ser realizada en este gobierno, lo cierto es que ni en 15 años la realizaron, y este gobierno actuó con negligencia, también al hacer caso omiso de la situación, viendo cómo día a día se iban secando las fuentes de agua dulce, viendo cómo su pueblo clamaría por agua…Es imperdonable…La crisis del agua ya se viene dando hace unos años atrás, no es de ahora, ya en nuestro país vecino, Brasil, con la cantidad de habitantes que tiene y ciudades enormes que ya estaban restringiendo el uso del agua para uso de higiene personal. ¿Y en Uruguay no nos enteramos? Los científicos uruguayos venían monitoreando cómo el agua cada vez escaseaba, el gran estrés que estaban sufriendo las cuencas…El Río Paraná, básico para la salida de la producción argentina, ¿se secó y no nos enteramos? ¿Es que somos tan necios que pensamos que a nosotros no nos iba a pasar?”

LOS POLÍTICOS NO ENTIENDEN QUE ESTÁN A NUESTRO SERVICIO”

“Hoy juegan al culpable, el gobierno anterior y el presente”, dijo la entrevistada, y prosiguió: “Son responsables por los ciudadanos, siguen sin cumplir con los mandatos de la Constitución de la República, parecen no saber para qué los hemos elegido. No es para que hagan sus negociados, ni cláusulas secretas, que ponen en riesgo la soberanía de nuestro país. Se olvidan que quienes primero y últimos somos soberanos en esta tierra que nos legó Artigas somos los ciudadanos, sí, el pueblo, no los políticos de turno. Ellos, los políticos, no entienden que están a nuestro servicio, no al revés. Deben legislar a nuestro favor, nunca debieron entregar el agua a las multinacionales, porque el agua nuestra se va atrás de cada tronco de eucalipto, en las plantaciones transgénicas, que ni para uso humano es. Faltó como siempre la consulta…”. Al preguntársele a quiénes se debió haber consultado, respondió: “a la academia, a las organizaciones sociales, al pueblo…Las audiencias públicas son para cumplir con un trámite, no les importa para nada lo que la gente, los dueños de este suelo pensamos y queremos para nuestro país”. Y prosiguió: “es mentira que los Ambientalistas nos oponemos a todo, nos oponemos a lo que no da rédito a nuestro país, nos engañan con falsas promesas de que generan trabajo, pero efímero, hoy ya en UPM ¿cuántos empleados quedan reales? Mil en total, con los puestos directos e indirectos y 200 en puestos técnicos; pero el agua que Uruguay por escrito se comprometió a obsequiarles para que no pare su producción, que se va fuera del país sin ganancias para Uruguay, esa está garantizada. Mientras que al pueblo, a quienes de veras le deben brindar agua de calidad para su consumo y subsistencia, le dan agua salada. Es de locos, cualquiera diría que no dan pie con bola”.

HOY CORREN TRAS LAS DESALINIZADORAS…”

“Ahora ¿qué queda? Gastos y más gastos para el país, por no haber actuado a tiempo, hoy corren tras las desalinizadoras, que no son solución, corren a hacer represas en tiempo récord, pero insisten en el proyecto Neptuno, ¿por qué? Por el compromiso asumido, el agua costará más cara, no será dulce, será desalinizada, y potabilizada, y ¿los costes quién paga de última? Juan Pueblo. El gobierno ciego con ahorrar hasta en lo más mínimo, intenta una y otra vez, cualquier moneda sirve, pero se arrodilla ante los poderosos y el pueblo subsumido. ¿Hasta cuándo tantos gobiernos nefastos? ¿Hasta cuándo cediendo tierra y bienes del pueblo a los poderosos? Y sí, no es sequía, es saqueo, que no lo reconozcan, y que sigan muchos uruguayos con la venda en los ojos es real. Es para reflexionar, pero en grande, ¿el pueblo hasta cuándo permanecerá inmóvil?, no nos dimos cuenta que apoyamos para que nos cerraran bien la boca y no podamos manifestarnos, coartando nuestra libertad de expresión. Si queremos decir lo que pensamos, la policía reprime, nos quieren de rodillas, pero un uruguayo bien nacido y con los pensamientos artiguistas bien arraigados, no se arrodilla ante nadie. Seguiremos luchando desde el lugar que nos toque, para llegar a cada ciudadano; estamos hablando de derechos que nos han cercenado y si seguimos dando paso y cediendo, van por más…Por eso nuestra consigna es Agua para los pueblos, siempre”.

“La Intendencia ha intervenido debido a productos falsificados, mal rotulados o por no cumplir con los parámetros microbiológicos establecidos para agua potable”, afirma el Ing. Germán Bertolini

Cuando hace algunos días entrevistamos a la Mtra. Aldana Antúnez, Directora de la Escuela Nº 67 de Pueblo Olivera, institución cuyo proyecto de investigación sobre la calidad del agua en esa localidad fue distinguido entre los más relevantes a nivel mundial, mencionó al Ing. Germán Bertolini como la persona que, por parte de la Intendencia, había colaborado positivamente con el trabajo de la escuela.

Es así que EL PUEBLO quiso tener la palabra del mencionado profesional para este informe, y acudió a la Dirección de Salud e Higiene de la comuna. El principal del área, Dr. Juan Pablo Cesio, dijo que la tarea de la Intendencia en estas cuestiones es “controlar el agua del río y también de las embotelladas, ya que las locales tienen que ser habilitadas por la Intendencia de Salto”.

Luego fue entonces el momento de hablar específicamente sobre estos puntos con el propio Bertolini, Ingeniero en Alimento, quien se desempeña en Bromatología (dentro del Depto. de Salud e Higiene), quien explicó que “nosotros acá trabajamos con el control de alimentos, inspecciones en los locales, registro de productos…Pero también hacemos actividades que tienen que ver con el ambiente, como por ejemplo del control en la calidad del agua del río, donde aparece el control de las playas para uso recreativo, así como controles en piscinas barriales en época estival y control del agua en los parques termales…”.

Después, así transcurrían los pasajes fundamentales del diálogo mantenido con el Ing. Bertolini:

-¿En qué consiste ese control de agua del río que mencionaba que cumple la Intendencia de Salto?

La Intendencia de Salto a través del laboratorio de Salud e Higiene, monitorea la calidad del agua del embalse de la represa de Salto Grande, río Uruguay y río Daymán, con una frecuencia semanal en el período noviembre a marzo, y mensual en los meses restantes. Las estaciones de monitoreo, son aquellas en las cuales la Intendencia coloca servicio de guardavidas en la temporada estival, Parque del lago (este y oeste), Playa las Cavas, Playas Salto Chico y en el río Daymán en zona de termas. Para evaluar la calidad del agua, se realizan mediciones in situ de parámetros físicos, esto es conductividad, oxígeno disuelto, pH y temperatura; y análisis microbiológicos en nuestro laboratorio. Conjuntamente con estos parámetros, se realiza vigilancia de playa frente a eventos ambientales especiales, como ser presencia de cianobacterias, mortandad de peces, derrames, presencias de espuma u otros eventos desconocidos. Estos controles nos permiten evaluar la calidad del agua, detectar eventos especiales ambientales y proteger así la salud de la población que asiste a estas playas…

– Y si hablamos del agua para beber que se vende embotellada, ¿qué necesita una embotelladora para que la Intendencia la pueda habilitar?

Todas las empresas que envasan agua deben contar con la habilitación funcional del Ministerio de Salud Pública y de la Intendencia donde se encuentre emplazada la planta. Además deben registrar y habilitar cada uno de sus productos en el Ministerio de Salud Pública y en la Intendencia…

-¿Y ha pasado que tuvieran que intervenir por mala calidad de agua embotellada?

La Intendencia a través de la División del Higiene ha intervenido, debido a productos falsificados, mal rotulados o por no cumplir con los parámetros microbiológicos establecidos para agua potable en el Reglamento Bromatológico Nacional vigente…

-¿Eso surge porque ha habido denuncias?

Estos casos surgen por denuncias o por controles programados por el laboratorio, donde se extraen productos de góndolas para su evolución. En el caso de detectarse, productos no aptos para el consumo, se activan protocolos que involucran al Ministerio de Salud Pública y al área de Bromatología del Departamento donde se encuentre emplazada la planta de envasado.

Álvaro Lima, Representante de Salto por el Frente Amplio. “Debemos empezar a tomar los temas ambientales como políticas de Estado”

Ante la imposibilidad de acceder a declaraciones de funcionarios o autoridades de OSE para este Informe, EL PUEBLO optó por conocer la visión de nuestros Representantes en el parlamento nacional, de los cuáles solo respondió el Diputado Álvaro Lima (Frente Amplio).

TENER UNA VISIÓN INTEGRAL

“La emergencia hídrica por la que está atravesando la zona metropolitana –comenzó explicando Lima-, circunscripta a Montevideo y Canelones, pero también hay que incluir a San José, puesto que el río Santa Lucía también abastece a mucha de la población maragata, es un problema que me parece debemos enfocarlo con una visión integral por la razón de que el Acuífero Guaraní es la que está sustentando y la que provee al país y a toda la región del cono sur de la riqueza del agua potable y de los grandes reservorios del agua dulce”.

“Por una cuestión de distancia geográfica, quizás la población aquí en Salto lo pueda estar divisando al problema como ajeno o con cierta nota de que no tiene que ver o que no se vincula con nuestro departamento, pero toda la problemática que atravesamos durante los meses del verano aquí en nuestra región del norte del Uruguay, que tuvo que ver con esa gran sequía, que se profundizó con cursos de agua que quedaron prácticamente secos y mostrando las grietas del suelo, y todo lo que ha ocasionado en los cultivos, en el problema que hoy está padeciendo la citricultura en muchas chacras y quintas, por ejemplo, creo que tienen relación directa con este fenómeno”.

“Esa visión integral debe comprometernos a todos, a los actores de gobierno, a los legislativos y a los de la administración pública, pero también a la población en general, en empezar a tomar los temas ambientales como verdaderas y auténticas políticas de Estado, como también son la educación, la vivienda y la salud”.

“La creación del Ministerio de Ambiente, que aparece como accesoria en su fundación y en cuanto a no haber tenido una base social y de ensanchamiento importante, genera todas estas dificultades. No es una cuestión de partidos políticos o de bloques, no se trata de determinar quién es responsable sino de buscar una salida hacia adelante”.

BUSCAR UNA SALIDA

“Hay que reconocer que el FA no le pudo encontrar solución a este problema, tampoco lo está pudiendo hacer este gobierno nacional que ya lleva algo más de tres años, no han habido inversiones en obras de infraestructura, y eso me parece fundamental. Estamos en una coyuntura en la cual estamos padeciendo no haber realizado ese tipo de obras”.

“También la concesión indiscriminada del recurso natural agua potable y de agua dulce a emprendimientos multinacionales que han llegado al país genera otro tipo de dificultades, ahí debiéramos tener más conciencia y debería haber una mayor regulación y fiscalización pensando en esos tres emprendimientos que son las plantas de celulosa, dos en funcionamiento y la última que está desarrollándose, y pensando también en ese proyecto de producción de Hidrógeno Verde en el departamento de Paysandú, sobre el cual no hay mucha información”.

“Es necesario empezar a identificar la preservación del reservorio de agua dulce y de los recursos naturales como parte sustancial de las agendas de trabajo, pensando en la actuación del presente gobierno en lo que como FA podamos proponer a mediano y corto plazo. Las próximas campañas electorales deben incluir en sus plataformas este tipo de temas, debemos capacitarnos porque es un desafío presente y futuro que tiene que ver con la defensa de nuestra soberanía y de nuestro suelo”.

“Parece increíble que rememorando los años de nuestra escuela cuando nos decían que Uruguay era un país riquísimo porque tenía alimentos, pasturas, agua, hoy tenemos dos graves problemas que son la crisis alimenticia y por otro lado la crisis del agua y del reservorio del agua dulce. Eso nos hace responsable a todos, tenemos que trabajar en la formación de la conciencia ambientalista, y este es un trabajo de todas las fuerzas vivas, no se puede salir adelante en base a impulsos individuales”.

“Respecto a este problema de la zona metropolitana ha habido un muy mal uso de la comunicación con contradicciones entre el Presidente de la República y el Secretario de la Presidencia, ni qué hablar del ente regulador que es OSE, lo que ha determinado que a partir de aquí el único vocero sea el Presidente de la República”.

“Sin duda que Uruguay y la región, que está sobre el Acuífero Guaraní, pasa a ser un lugar primordial con una ubicación estratégica y geopolítica de gran interés, sobre todo pensando en las grandes multinacionales y en los países que son potencias económicas y comerciales que ven que en sus territorios tienen dificultades con el agua, lo que determinará que puede aparecer muchas tentaciones en cuanto a propuestas millonarias de invertir en nuestro suelo a cambio de comprometer la soberanía que tiene que ver con el agua dulce”, concluyó.

Maná, el agua embotellada salteña que llegó a los hogares montevideanos

El agua embotellada pasó a ser un producto sumamente requerido en la capital del país a raíz de la falta de agua que compromete el consumo diario .

Este producto por su parte también comenzó a ser escaso por la alta demanda de Montevideo donde reside la mitad de la población del país.

La situación permitió así el ingreso de agua embotellada de otras partes del Uruguay como el caso de Salto.

La marca Maná aterrizó así con su propuesta en la capital, aunque con muchos desafíos que debió superar debido a las exigencias de la Intendencia capitalina.

Maná nació en el año 2002 en el mes de Octubre, rubro que se agregó al de máquinas comerciales , atiendiendo la demanda de nuestro departamento y algunos otros puntos del país.

El principal de la marca Pedro Castell accedió atentamente a dialogar con EL PUEBLO para contar su experiencia .

“Nosotros cubrimos toda la ciudad de Salto y ahora pudimos entrar en Montevideo gracias a la buena voluntad de la Intendenta Carolina Cosse y de la gente de la Intendencia de Salto que nos ayudó a agilizar los trámites también con muy buena voluntad .”

Castell comprobó la gran burocracia que existe para que los productos ingresen al mercado capitalino.

“Para entrar en Montevideo hay un montón de burocracia. Acá a Salto entra cualquier producto alimenticio sin ninguna exigencia. Nosotros para entrar a Montevideo, aparte de las habilitaciones que tenemos de parte del Ministerio de Salud Pública y de la Intendencia nos exigían un galpón habilitado por bomberos para poder entrar con nuestro producto .Una burocracia increíble, pero luego de 6 meses de gestiones entramos gracias a la buena voluntad de la Intendenta que nos dió    la oportunidad de ingresar al mercado sin tantas exigencias. Imagínense que uno no iba    a alquilar un galpón y cumplir con todas esas exigencias para venderles el agua. Para vender en Salto cualquier producto alimenticio no se pide nada.”

Maná ingresa a Montevideo al igual que otras empresas chicas.

“Entramos a vender en la capital y hay otra empresa chica como nosotros que también está llegando a Montevideo a la que nosotros le vendemos los bidones . Nosotros vendemos en Montevideo el bidón de 6 lts. de agua sin gas.”
A pesar de aumentar la producción para el envío a Montevideo , la empresa Maná se mantuvo con el mismo personal porque debió mantener el precio de venta.

“Seguimos trabajando como siempre porque esto no es como fue en la pandemia que la mascarilla de 10 pesos se fue a 60 pesos y el alcohol en gel de 100 pesos pasó a 600 pesos, acá seguimos con los mismos precios del producto. Hubo un desabastecimiento por unos días porque ninguna planta pagó horas extras , todos seguimos funcionando de la misma manera.”

Pedro cuenta que inmediatamente de haber logrado ingresar agua Maná en el mercado capitalino la demanda fue importante. “Enseguida que nos habilitaron la entrada me llamaron muchos para que les vendiera . Si hubiera podido , en una semana, hubiera vendido 10 camiones con zorra a Montevideo porque había una gran necesidad . Igualmente entraron varias empresas chicas como la nuestra. También hay que tomar en cuenta que un flete de Salto a Montevideo de un bidón de 6 lts. cuesta entre 12 y 19 pesos , es carísimo , pero es lo que vale. Igualmente nosotros tenemos que vender con el mismo precio antes del problema y mediante el problema.”

En cuanto a la necesidad de bajar los precios, Castell sostiene que habría que lograr bajar los precios de los insumos . “Nosotros tenemos comprada una cantidad de botellas y los insumos no bajaron. Para bajar tiene que bajar todo.”

Maná cuenta con toda la línea en agua , “de medio litro con y sin gas, también de un litro con y sin gas, sifones y ahora la vedette que es el bidón de 6 lts. que es lo que tiene más demanda porque además es más barata,y los dispensadores de 20 y 12 litros.”

En general, para Castell ultimamente creció mucho la venta de agua embotellada a pesar que considera que el agua de OSE es buena.

Maná tiene pozo propio , surgente , pero el agua    igualmente se extrae    con bomba. “A ventaja de otros nuestro pozo es surgente , está    homologado por el MSP, está sellado porque no puede entrar en contacto con el ambiente. Luego se le hace filtrado, utilizamos cuatro filtros, y luego se ozoniza que es lo que logra que el agua se mantenga pura.”

De la vieja Agua Salto a los productos “U”:Aparte de contar con la misma cantidad de minerales y demás en el agua, es un agua baja en sodio, lo cual es muy beneficioso para la salud”, dice el Director General, Jonhy Díaz

Por una cuestión de época, no fue parte de aquella clásica, tradicional Agua Salto que elaboraba Urreta -aunque conoce al dedillo su historia-, sí se unió al trabajo cuando se creó Cofuesa (Cooperativa de la Fuente Salto) y hoy es el Director General de la empresa (a la que muchos llaman simplemente Refrescos U) que elabora y envasa refrescos y agua mineral. Nos referimos a Jonhy Díaz, con quien EL PUEBLO también dialogó en esta ocasión.

-¿En general se mantienen los controles de la calidad como se hizo siempre, o han habido cambios significativos en esos procedimientos?

Lo que Cofuesa continuó siempre fue buscar la calidad del agua como prioridad número uno. Cofuesa pudo adquirir un predio con esa calidad de agua, en el cual se contiene los mismos minerales que contenía en el predio anterior, en lo que era la fuente del Agua Salto; y hoy, aparte de contar con la misma cantidad de minerales y demás en el agua, cuenta con que es bajo en sodio, es un agua baja en sodio, lo cual es muy beneficioso para la salud. Después, como tratamientos que utiliza la empresa, que ya lo hace desde el año 2005, está el tratamiento con ozono.

-¿Qué significa?

Esto significa que se le inyecta ozono al agua, que nosotros utilizamos tanto para el lavado como desinfección de la planta, así como para el envasado del agua mineral. De esa forma garantizamos la calidad del agua para el consumo, que sí o sí previamente a llegar al consumidor, tiene que pasar 48 horas. De esta forma se garantiza tanto la calidad del agua como la calidad del envasado. Por otra parte, nuestro pozo cuenta con una seguridad que la exige el Ministerio de Salud Pública…A su vez tenemos un pozo con una profundidad de 45 metros, la cual nos garantiza la calidad constante del agua, podemos asegurar que es un agua de muy buena calidad.

-Acá trabajan con laboratorios propios donde analizan los productos, ¿verdad?

Nosotros contamos con dos técnicos en lo que tiene que ver con la parte de laboratorio. Una de las técnicas es Técnica Superior en Tecnología de Alimentos, que es quien se encarga de hacer los análisis microbiológicos de todos los productos elaborados. Cada vez que se elabora un producto, un lote de ese producto se manda a analizar y después contamos con el asesoramiento técnico de la Ingeniera en Alimentos, que es Alejandra Carbone. Ella se encarga de todo lo que tiene que ver con regularización de la planta, control y demás, ya que tenemos el pozo inscripto en la DI.NA.GUA. (Dirección Nacional del Agua) y en la DI.NA.C.E.A. (Dirección Nacional de Calidad y Evaluación Ambiental) también, que son quienes se ocupan del control de Medio Ambiente y demás. Además, tenemos por supuesto los controles bromatológicos que nos realiza la Intendencia de Salto. Así es como funciona esto.

-Los controles son permanentes entonces…

Como le decía, cada vez que se realiza un lote de producción, ya sea de agua o de refresco, se hace el control microbiológico interno, y después lo que nosotros hacemos una vez al mes en los diferentes puntos estratégicos que tenemos dentro de la planta, es que se manda a analizar a un laboratorio externo para tener un respaldo técnico al momento de las inspecciones más que nada.

-¿Qué pasa si en un control se detecta que algo no está bien?

Como decía, que cada vez que se elabora un lote se envía a hacer el análisis microbiológico, si por alguna razón, algún lote tiene algún inconveniente, lo que se hace es no sacarlo de planta y se hace analizar la contramuestra. Porque siempre se deja una contramuestra como respaldo. Si la contramuestra da también algún inconveniente, lo que se hace es desechar todo el lote de producción.

-¿Ha pasado?

Hasta ahora no hemos tenido ningún inconveniente de ese tipo, porque estamos siempre dentro de los parámetros que nos exige el Ministerio de Salud Pública. Pero es importante decir que tenemos como protocolo todo lo que es higiene, lo que es manipulación de alimentos, siempre se está mandando al personal, a los nuevos sobre todo para que se capaciten…A su vez nosotros hacemos una desinfección del agua que sale desde el pozo pero también a lo largo de toda la línea; tenemos un control muy riguroso en ese aspecto para garantizar la calidad de todos los productos.

¡Ayúdanos! ¿Qué te pareció este artículo?
+1
0
+1
0
+1
0
+1
0
+1
0
Enlace para compartir: https://elpueblodigital.uy/3jio