A la hora de elegir

0
0
Enlace para compartir: https://elpueblodigital.uy/ru7b
¡Ayúdanos! ¿Qué te pareció este artículo?
+1
0
+1
0
+1
0
+1
0
+1
0

Que los pueblos tienen los gobiernos que se merecen, es una máxima que siempre ha regido la acción política. Para nosotros esto tiene una parte de verdad y otra de mentiras de engaños.

Nos explicamos. Los gobiernos en una democracia representativa como la uruguaya son los que con su voto deciden sus ciudadanos, sus gobernantes pero… ¿Cuántos de ellos conocen a quien eligen? ¿Cuántos lo hacen por convicción? ¿Saben cómo piensan y realmente buscarán lo mejor para el pueblo que integran?

Los candidatos suelen ofrecer o regalar determinadas promesas que luego “olvidan” o sencillamente cuando comprueban que es más difícil de lo que pensaban no se acuerdan de sus promesas.

Liliana Castro Automóviles

Hoy se sabe que con mucho dinero se puede “comprar” voluntades o lo que es lo mismo votos, pero mal que nos pese integramos un pueblo “prostituido” por el dineros, el poder o algo similar.

El punto es que si no somos capaces de ser un país solidario, con honestidad y justicia social para los tres millones y medio de habitantes, menos lo somos para darles “recetas” y sentirnos diferentes a los casi 50 millones de argentinos, los más de 200 millones de brasileños y ni siquiera a los siete millones de paraguayos.

Es que así nos han mal educado y nunca olvidaremos aquello del “hace la tuya”, que aunque haya desparecido de todo mensaje, sigue rigiendo en los hechos.

Cuando a un sicario le muestran una foto de “alguien” y le pagan “simplemente” para asesinarlo, no está haciendo otra cosa que “la de él”. Quien era el asesinado, por qué se lo manda matar “no interesa”, “lo hago y me pagan por eso”.

La idea del “puestito” en el Estado para que otros nos tengan que pagar el sueldo mediante impuestos y demás, no es justo ¿es tan difícil de entender”. Si alguien cree que a los funcionarios públicos les paga el gobierno está equivocado. Les pagamos todos.

¿No será más justo, por lo tanto lo que pretendían los constitucionalistas que todos los uruguayos tengamos las mismas posibilidades? O regirá el “sálvese quien pueda”, y por lo tanto si yo “soluciono lo mío” lo demás no me importa…

Hemos escuchado que los pueblos no se equivocan y sabe que, no se equivocarían si los políticos no les mintieran, no les engañaran. Cuando votamos a alguien es porque creemos en él o ¿porque esperamos un puestito?.

Es hora de pensarlo.

A.R.D.

¡Ayúdanos! ¿Qué te pareció este artículo?
+1
0
+1
0
+1
0
+1
0
+1
0
Enlace para compartir: https://elpueblodigital.uy/ru7b